viernes, 4 de mayo de 2012

Historia de los Almacenes y Negocios I desde 1750-1950

Básicamente los primeros cambios en la politica y economia de la ciudad empezaron a cambiar a partir del año de 1791 cuando el gobierno de la ciudad sufrió un importante cambio organizacional cuando se toma el control de los asuntos de la ciudad, como el urbanismo, salubridad y el ornato, los cuales hasta ese año eran ejercidos por el Ayuntamiento, fue este cambio el que le quitó al Ayuntamiento el control de los asuntos de la ciudad, cuando se introdujo la figura de los jefes de cuartel a cargo de los Oidores de la Audiencia en cuatro de los seis los cuarteles (barrios y cantones) de la ciudad, eran en esas epocas apenas entre veintiocho y treinta mil habitantes en la ciudad, de los cuales unos doce mil entre indios y mulatos se dedicaban a la Construccion de la Ciudad.





El comercio de la ciudad en estos primeros años luego de su traslado al nuevo valle, se basaba básicamente en la comercializacion de alimentos como granos, frutos, verduras, gallinas y huevos, y ciertos productos que eran basicos para cocinar como el carbón y leña y los utensilios como vasijas y comales, todos en general se comercializaban en los “cajones” de la plaza mayor que era el lugar en donde se ubicaba el mercado, y en las calles unas pocas tortillerias y por supuesto los expendios de licor o chicherias que nunca le hicieron falta a la ciudad.



"Los Cajoneros"  primeros locales o puestos de venta que se ubicaron en la Plaza Mayor al trasladarse la ciudad de Guatemala al nuevo valle de la ermita



Publicidad del "Almacen del Machete” Propiedad de Arístides Wasen, una Ferretería de amplio surtido en el que se vendian cristaleria, merceria, papeleria, Conservas y Comestibles ubicado en la Calle del Carmen (8ª Avenida) entre la 8ª y 9ª Calles, en el mismo lugar en donde el dia de hoy se encuentra el almacen de Telas Neva.


Publicidad del “Almacen Belga” ubicado en la Calle de los Mercaderes (hoy 8ª Calle) entre 9ª y 10 Avenidas,  en los bajos del edificio en donde se ubicaba el Hotel Union esquina en donde se ubica actualmente el Restaurant McDonalds, un almacen dedicado a la venta de ropa y perfumeria para Damas y Caballeros ademas de articulos de fiesta y celebraciones y articulos para el hogar.



El comercio de la ciudad en estos primeros años luego de su traslado al nuevo valle, se basaba básicamente en la comercializacion de alimentos como granos, frutos, verduras, gallinas y huevos, y ciertos productos que eran basicos para cocinar como el carbón y leña y los utensilios como vasijas y comales, todos en general se comercializaban en los “cajones” de la plaza mayor que era el lugar en donde se ubicaba el mercado, y en las calles unas pocas tortillerias y por supuesto los expendios de licor o chicherias que nunca le hicieron falta a la ciudad.




En estos primeros años era el ayuntamiento quien controlaba la comercializacion de los granos basicos por medio de las ordenanzas del año de 1554, tanto del Maiz y trigo como tambien de la Carne, en sus inicios eran dos las formas en las que se podia adquirir la harina, la primera por medio del Ayuntamiento, que lo repartía a los panaderos y la otra por medio de los indios quienes la distribuían directamente a las panaderías, posteriormente la distribución fue centralizado en alhóndigas en el ayuntamiento.


 Imagenes publicitarias del Centro Fotográfico de Emilio Herbruger e hijos fue fundado en el año de 1870, y su primer estudio se establecio en la  9ª Calle Oriente Numero 7 donde dio clases a los que despues se convirtieron en grandes fotografos Juan Jose de Jesus Yas y Alberto Valdeavellano, y del Estudio Fotografico de  Pedro Gavarrete quien fue el primero que trajo a Guatemala la Primer Bicicleta de llantas Neumaticas en el año  de 1893.





Publicidad del estudio Fotografico "Souvenir" el cual primeramente fue propiedad e Uribe & Giron y posteriormente fue propiedad de Emilio y Lamberto Eichemberger y de la Pasteleria "Del Comercio" propiedad de Jose Herrera, ubicada en el mismo lugar en donde en la actualidad se encuentra un parqueo de autos muy cerca del Pasaje Aycinena en la 9a Calle.





La actividad economica del pais se limitaba a unos cuantos Criollos, herederos muchos de estos, de emigrantes o miembros de las autoridades de España o descendientes directos de muchos que ocuparon altos cargos del gobierno español en el reino de Guatemala, estos eran propietarios de los pocos negocios que tanto la Corona Española habia otorgado como licencia, que con la ayuda de miembros de la iglesia habian logrado obtener concesiónes, la Iglesia en estos tiempos operaba algunos negocios tales como el control del Tabaco, al extremo que en las mismas iglesias habian fabricas de cigarrillos como la que existio en el Convento de Santa Catarina, dejando limitadamente a muy pocos escogidos los pocos  negocios de esa epoca como lo era la comercializacion del Añil y ganado ademas de las fabricas de Aguardiente de caña, y posteriormente con la caida de los precios en el extranjero del añil, la siembra, producción y comercializacion del Café, ya que el resto de actividades se encontraba en total control de la Corona, quedando los negocios como chicherias, panaderias, comederos y carnicerias para los pequeños pero siempre escogidos comerciantes.



A su traslado de la ciudad en 1776 era tanto el control que mantenia el Ayuntamiento sobre el comercio de la ciudad, que  los panaderos tenían la obligación de vender el pan, las empanadas y las quesadillas que elaboraban unica y exclusivamente en las plazas públicas, esto con el objeto que las autoridades pudieran controlar y verificar el peso del pan, sin embargo algunos años después cerca de 1785, el ayuntamiento permitio la creación de las panaderias las cuales debian ser autorizadas por el ayuntamiento, pero siempre era el Ayuntamiento quien mantenia control y poder, ya que era este el que decidia que cantidad diaria se debía amasar para la fabricación de Pan, los panaderos debían elaborar dos terceras partes de pan blanco o francés y una tercera parte de pan dulce o aderezado. En estos años se venidan 25 onzas de Pan Blanco o frances por el precio de Un Real que era equivalente a 5 panes y por el mismo precio 19 onzas de pan aderezado o dulce que equivalian a 9 panes.


 Publicidad de el Almacen la Providencia y del Estudio Fotografico de Juan Jose de Jesus Yas,  nacido  Iwate-Ken en Japon, el primer Japones que vino a radicar a Guatemala y primero en Latinoamerica en 1877 y cuyo nombre original en  Japonés era Kohe o Yasu Kohei, quien inmortalizo con sus fotografias, la vida cotidiana y viejas calles de la Antigua Guatemala 



Aunque un poco diferente el caso de la Carne tambien represento uno de los primeros comercios de la ciudad, aunque tambien controlado por el Ayuntamiento, fuel hasta el año de 1785 cuando permitio que el ganado de las haciendas de la provincia de Guatemala se pudiese vender libremente, sin embargo el control de la comercializacion de la carne lo mantuvo desde el año de 1635, desde entonces el presidente de la Audiencia tenía la facultad de dar el abasto de carne a las personas que le conviniera.




Fue en las faldas del Cerro del Carmen en donde se ubico el primer rastro de la Nueva Guatemala de la Asunción, el cual carecía de adecuado abastecimiento de agua y por su ubicación un foco de contaminación de la cual se quejaban los habitantes cercanos, lo que demando que el Ayuntamiento tomara la iniciativa para trasladarlo a un nuevo lugar al sur de la ciudad, conocido como “Portesuelo” que estaba ubicado atrás del Beaterio de Belén en el barrio de Capuchinas, lugar en que los desagües fueron construidos con orientación hacia el occidente, que provoco el anegamiento de las aguas frente al Beaterio de Belén, recibiendo el ayuntamiento nuevamente quejas de los vecinos por los malos olores que generaba el rastro, por lo que nuevamente se dispuso ubicar el rastro en el extremo sur oriente de la ciudad, junto al pueblo de Santa Isabel, de este rastro salia la carne que se consumia en toda la ciudad la cual era distribuida en cuatro carnicerias que eran las que estaban autorizadas por el ayuntamiento.




En los primeros años la carne se vendía en la plaza, y a partir de 1791 se construyeron dos carnicerías, una en la plazuela de Nuestra Señora de Guadalupe (barrio Escuela de Cristo) y otra en el Portesuelo como ya se dijo estaba ubicado atrás del Beaterio de Belén, estas dos carnicerías consistían a semejanza de un mercado de carnes, en el cual el Ayuntamiento alquilaba las tablas o puestos de carnicería a los particulares, sin embargo en el año de 1810 la Audiencia reglamento el abasto de carne en la ciudad ordenando concentrar la venta de carne de res en el patio del cabildo, en un rectángulo que contenía 28 tablas que estaban repartidos por clases, nueve para los hacendados criadores de ganados vecinos de la capital, diez para los tratantes de carne y “poquiteros”, cuatro para los vecinos de las intendencias que traían ganados a la capital y cuatro para los vecinos de las alcaldías mayores, quienes pagaban cuatro reales por alquiler diario, se llego a vender la carne en sus primeros años en 1705 a un precio de Doce libras de Carne por Un Real reduciendose a lo largo de un siglo hasta llegar en el mismo 1810 al precio de dos libras por un real.




Fueron los Cajoneros, Carniceros, Panaderos y carreteros, quienes dieron principio al Comercio en Guatemala, comerciantes que nunca desaparecieron de la ciudad de Guatemala, y que hasta la presente fecha aun siguen comercializando y negociando, fueron estos negociantes o poquiteros como se les llamo, quienes empezaron a darle vida comercial a la nueva Guatemala de la asuncion, ya que con los años empezaron nuevos comercios y negocios a florecer dentro de la ciudad.

Fue en el Edificio del Ayuntamiento el lugar en donde se encontraba el “El Corregimiento” que era una oficina en donde se solicitaban las licencias para abrir almonedas, establecimientos públicos, escuelas, cafés, o para dar representaciones de distracción pública.


 Publicidad del “Almacen El Aguila de Oro” propiedad de J. Davila Carrillo, un almacen dedicado a la venta de Ropa hecha para caballeros ubicado en la Calle Real (6ª Avenida) en la casa numero 21.


Era en la Secretaría de la Municipalidad el lugar en donde se recibian las solicitudes de agua urbana y rural, en la Contaduría de Propios en donde se registraban los Carruajes y Carretas, y en la Tesorería de Propios la que recibia el pago por circulación de Carretas, Diligencias y Carruajes.

Luego con la declaratoria de Independencia del Reino de Guatemala ante la corona, se perfilaba que el desarrollo del pais podia dar paso al crecimiento economico, sin embargo el haberse enfrascado por cuestiones politicas y de interes en enfrentamientos armados continuos, el pais no lograba despegar ni democratica, politica o económicamente, este proceso se tardo un periodo de mas o menos cincuenta años mas, hasta la revolucion de 1871, cuando verdaderamente se inicia el proceso economico del pais, se abrieron las opciones para que las familias de poder que en años anteriores habian participado en actividades economcias, invirtieran sus capitales para iniciar con ello varias actividades economicas dentro y fuera del pais, entre estos primeros negocios se encuentran las fabricas, Cantel en quetzaltenango, la Fabrica de Calzado en Coban, y otras como los ingenios, y los negocios de exportacion de café e intermediarios que desde sus inicios se apoderaron de toda la actividad economica del pais.

Aparecieron las primeras fabricas en la ciudad como las de cemento, de licores, de cerveza, de aguas gaseosas, las de Energia Electrica, Agua y Transporte, quedando en manos de muy pocos la iniciativa para el establecimiento de pequeños comercios, negocios y empresas que se iniciaron en los ultimas tres decadas de los años de 1800.




Los Negocios y Comercios de los años de 1850 -1900

Se puede decir, que tal y como es en la actualidad, muchos de los pequeños, medianos y grandes comercios de la ciudad, en sus inicios tambien fueron propiedad de extranjeros, muchos de ellos europeos que habian emigrado a paises latinomericanos en búsqueda de fortuna aprovechando la posición de miembros de la corona que dominaban el comercio, de estos negocios muchos hoy en dia son grandes monopolios que fueron establecidos en estas epocas, sin embargo hubieron muchos de estos negocios que fueron producto de gran esfuerzo de criollos o herederos que no gozaban de grandes capitales para el establecimiento de comercios, y mas abajo de ellos se encontraban los pequeños negocios o comercios como las lecherias, carnicerias, fabricas de velas.
  
Paralelo a la transformación e inicios de la economia d la ciudad se inicio tambien la transformación de la ciudad, presentando algunos cambios a finales de la decada de 1870, como el cambio identificación de los nombres de las calles y avenidas,  que se fueron estableciendo conforme fue creciendo y expandiendose la ciudad y que se mantenian por nombres desde su  traslado al nuevo Vale de la Ermita, debido a la aprobación municipal de una nueva nomenclatura numerica, se inicia en este periodo timidamente la transformación de la Calle Real (hoy 6ª Avenida) como principal eje comercial, seguida de la Calle de Comercio (hoy 7ª Avenida), la Calle de la Universidad (hoy 9ª Avenida) la Calle de los Mercaderes (hoy 8ª Calle) la Calle del Seminario (hoy 9ª Calle), todas estas calles fueron fieles testigos del crecimiento economico de nuestra ciudad las cuales albergaron los primeros y principales negocios y comercios que dieron a los guatemaltecos las primeras visiones de crecimiento economico de nuestro pais, encontrandose entre estos primeros negocios y comercios, Almacenes, Farmacias, Ferreterías, Restaurantes, Hoteles, Baños, Pastelerias, Teatros, Billares y uno que otro de centro de distracción que comioenzan hacer dinamica la incipiente economia del pais.



Imagen Publicitaria del Hotel Exposición, ubicado en la 7ª Calle (Calle del Sol) y 9ª Avenida,  inaugurado en el mismo año en que se llevo a cabo la Exposición Centroamérica, fue este edificio el que albergo durante muchos años a muchas de los comercios mas conocidos de la ciudad entre ellos, Vinaterias, Perfumerias, y otros almacenes de productos importados.



A continuación se describen muchos o la mayoria de los comercios y negocios que en distintas epocas se establecieron en la ciudad, principalmente todos aquellos que formaron parte del comercio de consumo diario y popular, se estaran dejando por fuera las grandes empresas que oportunamente se convirtieron en grandes monopolios, ya que les corresponde a estos un espacio aparte.

Probablemente en la linea del tiempo y del espacio se mencionen en mas de alguna oportunidad el mismo negocio, esto se estara realizando con el objeto básicamente de orientar al lector de la ubicación que corresponde o correspondio en el pasado a cada uno de los negocios, o por simple referencia historica por que se establecio en distinto lugar en la misma o diferente epoca.

Fue en el ultimo cuarto de este siglo que  se dio paso a las primeras innovaciones de infraestructura que incluye calles, edificios y servicios de la ciudad, se dan los primeros pasos de expansion del libre comercio y con ello aparecen los primeros comercios y negocios, la Imprenta que habia tenido sus inicios dos siglos antes toma su auge con el establecimiento de una gran variedad de imprentas y periodicos, surgen empresas como la Drogueria Coronado, los Almacenes de Julio Lowental y Emilio Martínez que vendian abarrotes y vinos, El Guadalete cerca de la 10 Calle propiedad de Luis de la Riva Ruiz, la Ferretería de Carlos Lascker, el Almacen de Cosme Viscovich, el Almacen  La bola de Oro, la Ferretería La Sierra de Ludolfo Klussmann, la Platería de Nemesio Gutiérrez, Nicolás Buonafina y el almacén de Antonio Marinelli,  la Litografía Central que se establecio en el año de 1862, y otros comercios como el Almacen de E. Ascoli & Cía., ubicado en la Calle del Sol (hoy 7ª Calle) el Centro Fotográfico de E. Herbruger e hijos que se ubicaba en la  9ª Calle Oriente Numero 7, ambos negocios fundados en el año de 1870, el establecimiento del servicio de telégrafos en 1874, el alumbrado publico de gas en 1879, la llegada del Ferrocarril a la Estacion Central en 1880, la Construccion del Hipódromo del Norte y el Hospital Militar en la Finca el Recreo en el Antiguo Convento de las Ursulinas inaugurados en el año de 1881 en los dos extremos de las afueras de la ciudad, y el inicio de las primeras empresas de transporte urbano como el Tranvía en 1882, mientras negocios como el  Centro Fotogáfico del Norte se establecia en la 12ª Avenida Norte numero 28 en el año de 1883, y los primeros aparatos de servicio telefonico en 1884, y seis años después de que se inaugurara el alumbrado Publico de gas llego el alumbrado electrico en 1885, todo este crecimiento habia hecho necesario un lugar para el resguardo de presos y sentenciados por lo cual se construye en las afueras de la ciudad la Penitencieria Central 1889, y en 1892 el inició de la construcción del Boulevard 30 de Junio (hoy Avenida de La Reforma) que vino a extender la ciudad hacia el sur, en 1894 el establecimiento de la primer Compañía de Anuncios Eléctricos de L.F. Solórzano & Cía., y en 1895 comienza a operar la Compañía de Omnibus y Carruajes de Guatemala, hacie el norte la fábrica de ladrillos  propiedad de Virgilio J. Valdéz ubicada en la 6ª Avenida Norte, y la porte occidental muy cerca del cementerio la Ladrillera, en la cual habia en su ingreso una veleta que tenia un Gallito, que fue lo que le dio origen al sector que todos conocemos con el nombre de “El Gallito”.



Ademas otros negocios como la “Joyería El Empaque” propiedad de Daniel Hernández, la “Joyeria Palais Royal” propiedad de Julio Paz, la “Joyeria Suiza” establecida en 1880, dedicada a la venta de joyas y alhajas finas en oro y plata, la Juguetería “El Aguila Blanca”, la Librería y papeleria E. Gouboud y Cia., el Almacen de Vinos y Licores “La Mejor” propiedad de A. Bodin y Cia., el Almacen “la Ciudad de Guatemala” propiedad de Carlos Sinibaldi en donde se vendia licores, vinos y conservas, la talabartería  “La Americana”, el “Almacen El Ancora” propiedad de Gustavo Oetker y Co., en donde se vendian alfombras, el “Almacen  Rosa de Francia”  propiedad  de Magdalena de Morales en donde se venden ropa femenina importada desde París, el “Almacen El Femina” que vendia  ropa intima femenina a la moda de París, propiedad de  Julia Uberschaer y Cía,   “La Talabartería” y “El Empaque” propiedad de Daniel Hernández,



Para el año de 1899 ya se encontraban establecidos los primeros hoteles de la ciudad entre ellos el “Hotel Germania” en la 8ª Avenida Sur a un costado de la Iglesia de el Carmen número 18, “el Washington”, el “Hotel Ferrocarril” en la 7a Calle Oriente número 12 con plan americano, “el Colón”, el “Hotel España” en la 8a Calle Oriente y 11 Avenida Sur en la esquina número 91 que ofrecia plan europeo, y atendia exclusivamente en su restaurante a gente distinguida de la ciudad, los Hoteles “el Globo”, el “Carmen”, y el “Hotel Unión” en la 9a Avenida Norte y 8ª Calle Oriente números 2 y 4 que ofrecia Plan europeo, el “Hotel Exposición” la 9ª Avenida Norte entre la 6a y 7ª Calle Oriente y 9a Avenida Norte con Plan americano, el “Gran Hotel” en la 8ª Avenida sur y 9a Calle Oriente numero 4 que ofrecia Plan americano con capacidad para cien huespedes, “el Continental”, “el Fornos” y la “Casa de Huéspedes” ubicada 4ª calle Poniente numero 30.

Los primeros cambios en el ornato de la ciudad se presentan con la iluminación de sus calles, debido al establecimiento del alumbrado publico a gas en los años de 1879 y luego electrico en 1885, y con la introducción de la comercializacion del servicio de agua por Francisco Lainfiesta en 1883 desde la finca el Sauce que luego fue introducida en cañerias de hierro en 1892, y con nuevos proyectos de introducción del Teocinte, complementado con la introducción de los drenajes de la ciudad en 1883 mas los benficios que representaba ya para este tiempo y desde 1884 de una red telefonica, el auge comercial de la ciudad se hace cada vez mayor.  



La escaces de agua hacia que fuera fructifero el negocio de servicios de baños publicos que toman su auge entre ellos los de "La Concordia" en la 15 Calle Poniente numero 2, "La Salud" en la 7ª. Calle Poniente numero 3, "La Bola de Oro,'' en la 9a Calle Oriente numero 32, "Baños del Centro" en el Callejón de Córdova, "Baños del Sur" en el Callejón de San Francisco, ''Baños de Belén” en la 10 Avenida Sur numero 46, "Baños de Capuchinas" en la 10 Calle Oriente numero 20, "Baños de Carrillo" en el  final de la 6a Calle Poniente, los de "El Tuerto" en el final de la 10 Calle Oriente tenia tres baños y eran de agua vertiente templada, los del "Administrador" en el final de la Calle del mismo nombre que tenia seis baños de agua vertiente, "Matamoros" en el final de la 5a Calle Oriente el cual era de solo dos baños de agua vertiente, el de Los Padres  ubicado en la calle del Arzobispo casa número 8 que tenia dos  Baños al temple de agua vertiente, el de “Las Variedades” en la calle del Hospital, el de "El Zapote" en la finca del mismo nombre, y los de "Ciudad Vieja" en el pueblo del mismo nombre al Sudeste de la ciudad.

Y en la Ciudad de Antigua Guatemala los baños, de agua pura y cristalina, entre ellos los de "La Quinta," ''de Ramírez," en la Calle de la Escuela de Cristo, "de Medina" que eran de agua fria los de "El Cubo" que eran baños termales, y los de "San Lorenzo" y “Ciudad Vieja", “de Santa Ana” a orillas del calvario con baños de agua muy fria.




Calles iluminadas, agua potable, servicio telefonico, nuevas edificaciones, empedrado de calles y nuevos boulevares hacen que el crecimiento turistico en la ciudad crezca,  y con ello la oferta de los servicios de hospedaje con el establecimiento de nuevos y grandes Hoteles para el servicio del turismo que comienza a visitar la ciudad de Guatemala muchos de ellos con la intencion de invertir en nuevos negocios y comercios, estos hoteles eran de muy buen acceso para los viajeros con precios desde uno a diez pesos diarios, habiendo en muchos de ellos restaurantes, cantinas, baños, jardines, y principalmente lujosas habitaciones y salones de billar y cantinas para la distracción de los huéspedes entre de ellos muchos de los que ya se encontraban establecidos en el ultimo cuarto del siglo XIX, entre los que se encontraban el “Gran Hotel” en la esquina de la 8ª Avenida sur y 9a Calle Oriente numero 4 que ofrecia Plan americano, el “Hotel Unión” en la esquina norte de la 9a Avenida Norte y 8ª Calle Oriente números 2 y 4 que ofrecia Plan europeo, el “Hotel España” en la esquina de la 8a Calle Oriente y 11 Avenida Sur en la esquina número 91 que ofrecia plan europeo, el “Hotel Victoria” en la 6" Avenida Sur número 54 con Plan americano, el “Hotel Germania” en la 8ª Avenida Sur a un costado de la Iglesia de el Carmen número 18, el “Hotel Melgarejo” en la esquina de la 10a Calle Oriente y 7a Avenida Sur en el número 12 con el servicio de Plan americano, el “Hotel Exposición” en la esquina de la 7ª calle y 9ª Avenida frente al Mercado Central, el “Hotel Ferrocarril” en la 7a Calle Oriente número 12 con plan americano, El “Hotel Internacional en el numero 41, frente a la Plaza de la Victoria o Jardin Concordia (hoy Parque Concordia) propiedad de Basilio Saenz, el  “Hotel Alemán” en la calle de la Victoria número 6, en la esquina de la plazuela del Sagrario el cual tenia billar en la propia casa, el “Café y Casa de Posada del Comercio” en la segunda cuadra viniendo del mesón de San Agustin para la nevería del Carmen número 1, el “Hotel de Europa” en la calle del Carmen número 6, el “Hotel Centroamericano” al oriente de la plazuela del Sagrario en donde habian carruajes para Amatitlán y la Antigua Guatemala, el Hotel Leon en la esquina sur de la 12 Calee y 6ª Avenida en el numero 14 en el Edificio construido por T. Edwards, el Hotel Continental en la esquina norte de la Sexta Avenida y 12 Calle, ademas de “el Fornos”,  “el Washington”, “el Globo”, el “Carmen”, y el “el Continental”.





Ademas de los hoteles existian las casas para huéspedes en las cuales por el valor de entre $25.00 y $150.00 pesos mensuales, se podia obtener muy buenos servicios de acuerdo a la categoría que se buscaba y en adicion a los Hoteles y las casas de huéspedes se tenian a la disposicion de los viajeros rurales los mesones, que no eran mas que casas de posada, calificados de tercer orden, en los por el valor de Veinticinco centavos el dia se podia obtener una habitación sencilla ademas de alimentación de casa entre los mesones de la epoca que existian estaban el de “Santa Clara" en la 6a Avenida Sur número 31, el del "Norte" en la 12 Avenida Norte número 25, el del "Teatro" en la 9a Calle Oriente número 34, el de la “Aduana" en la 9a Calle Oriente número 1, el de "Córdova" en la 10ª Calle Oriente número 5, el de "Victoria" en la 9a Calle Oriente número 44, el de "San Agustín" en la 6ª Avenida Sur número 28, el de “Oriente" en la 12 Avenida Sur número 15.

Junto a la oferta turistica de Hoteles, Posadas y casas de Huéspedes comienzan a surgir en estos años el crecimientos de los negocios de comida en la ciudad, con el surgimiento de Restaurantes en la mayor parte de calles y  avenidas de la Ciudad, entre los principales el "Restaurant Hispano Americano" en al 9a Calle Oriente número 8, el Restaurante "The Baldwin" en la 18 Calle Oriente frente á la Estación del Ferrocarril Central, el Restaurante "Pensión de París" en la 6a Calle Oriente número 13, el "Restaurante Modelo" en la 10a Calle Oriente número 8, “Maison Dorée" en la 8a Avenida Sur número 17, el "Café Royal" en la 9ª Calle oriente a un costado del número 2, el Restaurante "Cristóbal Colón" especializado en comida de tipo italiano en la 9ª Avenida Sur, el Restaurante "Capellanes" en la 11 Avenida Norte número 7, y el "Restaurante Alemán" en la 9a Avenida Sur número 23 y el Restaurante “El Patisserie propiedad de Leon Campagnolle, la “Cantina de Hillerman” propiedad de Enrique Hillerman ubicado en el Jardin del Guarda Viejo, ubicado en el mismo lugar en donde se encuentra actualmente “el trébol”, famoso por sus jamones curtidos que eran fabricados por su dueño bajo estrictas recetas Alemanas, ademas estaban los Restaurantes “El Gambrinus”, “El Ciocca”, "Sans Soucí", y “Carissime”, y de dueños guatemaltecos la “Almuercería Variedades” en el Callejón Variedades en donde  servían solamente platos típicos.




Las aguas gaseosas, Chibolas o refrescos eran  de alto consumo, como la Grosella de la Fabrica “La Chibola” ubicada en la 18 Calle numero 2,  propiedad de Hugo Lewi y Leon Guttman, que fabricaban bebidas gaseosas y jarabes entre ellas la Ginger Ale y la Apollinaris que llego a ser la bebida preferida del Presidente Manuel Estrada Cabrera,  la Crema de Durazno de la Fabrica “La Eureka” ubicada en la 20 calle Oriente numero 14,  la Crema de Soda de la Fabrica “Centro Americana” ubicada en la 3ª Avenida Sur, numeros 84-86  y la granadina de “La Corona”, hechas con finísimas esencias alemanas “de Alemania”, que eran algo de insuperable calidad y la Fabrica “La Modelo” propiedad de Francisco Lainfiesta ubicada en el Callejón del Administrador numero 6.

Y Otros lugares de variedades en los que se podian degustar viandas chapinas entre los que estaban los mesones, lugares en donde llegaba a consumir refrescos y comida el populacho entre ellos el “De la Plaza” en la calle de la Libertad número 2, el “De Córdova” en la calle del Hospital número 2, el “De Dolores” en la calle de San Agustín muy cerca de la iglesia del mismo nombre, el “De Jáuregui” en la calle de Santo Domingo, el “De Izquierdo” en la calle del Seminario.




Y lugares de distracción como el “Variedades” en la Calle de la Libertad el cual era un  Café, billar, asiento de gallos y  teatro, el Café y restaurante de Mr. Bertholin en la Calle de Jocotenango que era un lugar en donde se podia consumir muy bien un café, cerveza y jugar billar, la “Cervecería y confituría de Bendfeldt” frente al costado sur del Teatro de Carrera, la Neveria de la señora “Lambour” en la Calle del Carmen y confiterias o venta de dulces que se ubicaban frente a las Variedades y frente a la antigua botica o farmacia de Soto en la Calle Real.

El transporte en el perímetro urbano de la ciudad se podia encontrar por las principales calles de la Ciudad coches de estación ó de punto pudiéndose contratar los servicios por tiempo o por carrera en el lugar en donde se encuentraran, debiendo el usuario tener que exigir un billete numerado y sellado que debia entregar el cochero en el momento del pago de su pasaje el cual variaba de acuerdo a las tarifas establecidas, Carrera de 12 cuadras ó fracción en días de trabajo y en tiempo seco para dos personas cuatro reales y persona extra dos pesos y en dias festivos o de lluvia seis reales, en los Carruajes de Capa el precio era por hora cuyo precio era de catorce reales.



Publicidad de la fabrica de Cemento de Carlos F. Novella y Cia. propiedad de Carlos Federico Novella Klee, fundada en 1898,  cuya fabrica se encontraba ubicada en la Finca "La Pedrera" en las afueras de la cuidad, (hoy Zona 6) la publicidad corresponde a la epoca en que se llamo Carlos F. Novella y Cia posteriormente paso a denominarse "Novella Cement Co.", y posteriormente "Cementos Novella", en la actualidad la empresa cambio de nuevo su denominacion y se le conoce como Cementos Progreso,  y la Publicidad del estudio Fotografico Palacio de Artes propiedad de la sociedad  entre el norteamericano Eduardo J. Kildare y Alberto  G. Valdeavellano Cordero primer fotografo deportivo de Guatemala y de quien corresponden muchas de las imagenes de la ciudad de Guatemala que se presentan en este Blog.


El transporte estaba a cargo de Cuatro empresas de carruajes las cuales prestan su servicio hacia el interior de la ciudad principalmente a la Ciudad de Quetzaltenango los dias Jueves y Domingo en horario de salida de las seis de la mañana y el regreso los dias martes y sabado a las doce del medio dia, con una tarifa de cerca de los treinta pesos, y para las carreras con destino a la Antigua Guatemala que se hacian todos los dias el valor de cada asiento era de ocho pesos saliendo a las Seis y media de la mañana regresando a las doce del medio dia, tenian derecho los usuarios a llevar una maleta con un peso no mayor a las veinte libras de menor tamaño y por cada libra adicional se debia pagar el valor de seis centavos por libra  siendo las principales en estos años las agencias de “Schuman” ubicada entre la 3ª y 4ª Avenidas en  la 4a Calle Poniente numero 25, la de “Samayoa” en la 6a Avenida Sur numero 58, la de “Cofiño” en la 9a Calle Oriente, numero 10, la de “Córdova” en la 9a Avenida Sur numero 88, la de “Valdés” en la esquina de la 10ª Calle y 8a Avenida Sur numero 6, la de “Robles & Cia.” en la esquina de la 9a Calle Oriente y 12 Avenida Sur, la de “Córdova M.” en la 7a Avenida Sur numero 68,  de estas empresas dos tenian establecido el servicio entre la Capital y ciudades inmediatas como el de “don Mateo Lekeu” que viajaba para Amatitlán, Escuintla, la Antigua y Puerto de San José ubicado en la Calle del Hospital que era una empresa de "diligencias".

Luego surgiron los Landos de Lujo, los Cabriolets y las Victorias propiedad del “Establo Americano” ubicado en la 11 Avenida entre la 13 y 14 Calles, en el mismo lugar en donde posteriormente estuvieron las instalaciones de la Direccion de Obras Publicas




Habian en toda la ciudad cinco bancos,  el Banco Internacional ubicado en la esquina de la 10a calle Oriente y 6a Avenida Sur, el Banco de Occidente en la esquina de la 11 calle Oriente y 8a Avenida Sur, el
Banco Comercial en la esquina de la 8a Avenida sur y 10ª calle Oriente numero 11, y el Banco Colombiano en la esquina de la 9a calle Oriente y 7a Avenida Sur numero 1, el Banco Agrícola Hipotecario en la esquina de la 10a calle Oriente y Callejón de Córdoba.

La población ademas de los bancos citados contaba con el servicio de otras Casas Banqueras entre ellas la de “Herrera y Cia” en la 5a Avenida Sur numero 86, “Koch Hagman & Cia” en la 7a Avenida Sur numero 20, “Samayoa é Hijos” en la 8a Avenida Sur numero 11, “M. Urruela & Cia” en la 6a Avenida Sur numero17, “R. Ángulo” en la 6a Avenida Sur numero 2, “M. Coloma” en la 5a Avenida Sur numero 40, “J. M. Samayoa” en la 7a Avenida Sur numero14, la de “Pedro Sánchez & Cia” en la 5a Avenida Sur numero 9, el “Ahorro Mutuo” en la esquina de la 10 Calle y 8ª Avenida en la casa Monteros, “E. Neutze” en la 6a Avenida Sur numero 20, “Antonio de Aguirre en la 6a Avenida Sur numero 6, “Rob Val Kleinschmidt” en la 11 Calle Oriente numero 8, “Ángel Peña” en la 12 Avenida Sur numero 2l, “Braulio Novales” en la 7a Avenida Sur Numero 11, “E. Prinz & Cia” en la 6a Avenida Sur numero 1, “J. F. Aguirre” en la 6a Avenida Sur numero 13, , “Viteri Hermanos” en la 8a' Avenida Sur Numero 2. 



En adicion se contaba con Montes de Piedad entre ellos “La Equidad” en la 12 Avenida Sur numero 3, La de Rojas” en la Avenida de San José numero 15, “La del Teatro” en la 9a Calle Oriente numero 32, la de “la Merced” en la 5a Calle Oriente en los numeros 4 y 5, “La de Santa Rosa” en la 8a Calle Oriente numero 22, “La de San Sebastián” en la 3a Calle Poniente numero 4, “La Buena Fe” en la 10a Calle Poniente numero 15, el de “Las Beatas” en la 9a Avenida Sur numero 59, la de “San Agustín” en la 5a Avenida Sur numero 24, el de “La Concordia” en la 5a Avenida Sur y 14 Calle Poniente, la de “Santa Teresa” en la 10a Avenida Norte, la de “Calmar” en la 6ª Calle Poniente numero 48, la de “Guadalupe” en la 9a Calle Poniente numero 83.

Tomaban auge en estos años las primeras boticas debido a que los boticarios habían hecho fortuna y la profesion de farmacéutico con el tiempo adquiere categoría científica entre estas primeras boticas se encuentra la de José Esteban Pérez a quien se le llego a considerar como el rey de los boticarios con su botica ubicada en el barrio de San  Sebastián, fueron boticarios tambien los Soto, Larrave y Lara quienes rapidamente se convirtieron en fabricantes que vendian polvos y ungüentos, luego aparecio entre las primeras Farmacias en el año de 1873 la Unión Farmacéutica Lanquetin Castaing y Co, ubicada en la Calle del Sol (hoy 7ª Calle) y esquina de la Calle de la Universidad (hoy 9ª Avenida) frente a la Plazuela del Sagrario fue fundada por el empresario francés Julio Lanquetín junto al Doctor en farmacia Isaac Sierra, era esta farmacia la que se especializaba en elaborar las llamadas “valijitas de partos”,  que contenían equipo, medicamentos y el instrumental necesario para que el médico o comadrona atendiera a la parturienta en su domicilio y tambien se establecieron otras farmacias que fueron apareciendo como la farmacia “Aguila Roja” en el año de 1895 propiedad de José Enríquez, la farmacia de José Melgar ubicada en la Calle del Seminario (hoy 9ª Calle) entre la Calle Real (6ª Avenida) y la Calle del Comercio (hoy 7ª Avenida) y la farmacia y Droguería Central ubicadas en la octava avenida y sexta calle de la  zona 1, luego aparecio la de Manuel Molina y posteriormente se establecieron la “De Lara” en el Portal del Palacio del Gobierno, la “De Samayoa” en la Calle Real número 1, la “De Sosa” en la misma Calle en el número 15, la “De Echeverría Abella” en la Calle del Carmen frente al número 9, la “De Dardón” en la Calle de la Universidad número 11, la “De Marroquín” en la Calle de la Universidad, número 46, la “De Ortiz” en la Calle de Mercaderes número 4, la “Del Carmen” en la Calle de la Victoria, número 7, la “De La Merced” en la Calle de La Merced y en la misma Calle en el número 37 la Farmacia “De Soto” propiedad de el Farmaceutico Toribio Soto, y la Farmacia  “Vega” en la Calle del Carmen frente al número 1, la Farmacia El Águila la cual se le llego a considerar como una de las mejores de Centroamérica ya que se llego a especializar en todo tipo de drogas e instrumentos de cirugía y farmacia




Y dentro de los burdeles mas conocidos de la epoca se encontraban El Café Cantante, El Iris, La Bella Alambra, El Café, El Eden, El Club, El Palacio de Cristal, la Casa de las Americanas, muchos de estos burdeles en su mayoria eran de Segunda Categoría, y se encontraban ubicados en los alrededores de los Fuertes y Bases Militares principalmente en la Calle de la Caballeria (hoy 7ª Calle) que dio origen que con los años se establecieran en pequeños cuartos la Prostitucion legal y controlada en las orillas de la Linea del Ferrocarril.

La seguridad estaba a cargo del cuerpo de la Policía, el cual habia sido  organizado á semejanza de la policía norteamericana el cual contaba con numeroso personal, ademas se contaba con el  servicio de Serenos quienes en horas nocturnas velaban del orden y la tranquilidad pública, se encontraban las estaciones de policia ubicadas la seccion Uno en la 7a Avenida Sur número 25, la Sección dos en la 5a Calle Poniente número 20 a un costado de la iglesia de Santa Catarina, la Sección tres en la  11 Avenida Norte número 22, a un costado del templo La Merced, la Sección Cuarta en la 10a calle Oriente número 22 a un costado de la Iglesia de Capuchinas y la Dirección General la cual se encontraba ubicada en la 5a Calle Oriente número 4, las secciónes de policía tenian al mando un Comandante, 2 Sargentos, 4 Inspectores, 2 Guardianes, mensajeros y agentes divididos en 2 escuadras y estas en dos pelotones.




Los Comercios y Negocios en los años  de 1900-1917

El auge de la ciudad en todos sus terminos, Ornato, Infraestructura, Arquitectura, Comercio y Politico le habian dado a la ciudad de Guatemala en las ultimas decadas del siglo XIX el empuje y revitalizacion necesarios para su crecimiento economico, el florecimiento y establecimiento de los comercios y negocios estaba en compelta marcha, el establecimiento del ferrocarril, la introducción de agua en cañerias, el establecimiento de drenajes subterraneos, nuevas calles y avenidas, expansion de barrios y cantones, la llegada de inversionistas que llegaron para quedarse en nuestro pais, el crecimiento de la educación con el funcionamiento en pleno de la Universidad, nuevas escuelas y hospitales hacian ver que el futuro de la ciudad y el pais estaba en pleno auge.

El comercio y los negocios del pais continuaban su desarrollo, nuevas empresas y el desaparecimiento de otras hacen el comun desarrollo de un pais que lucha por su crecimiento y bienestar, fuentes de trabajo se abren, oportunidades nacen y con ello la esperanza de todo un pais.



Publicidad del “Almacen Bazar Italiano” propiedad de Angel Muttini, ubicado en la Calle de Santa Rosa (hoy 10ª Avenida) frente a la Iglesia de Santa Rosa, este almacen de los primeros de la ciudad de Guatemala, se dedicaba a la venta de Zapatos, Perfumeria y casimires importados ademas de articulos de cristaleria, loza y diversidad de articulos para Damas y caballeros.



Publicidad del “Almacen y Camisería La Princesa” propiedad de Feliciano Iglesias, ubicado en la Calle de los Mercaderes (hoy 8ª Calle) entre 9ª y 10 Avenidas,  en los bajos del edificio en donde se ubicaba el Hotel Union esquina en donde se ubica actualmente el Restaurant McDonalds, se dedicaba este almacen a la venta de perfumes importados, ademas de Articulos de calidad importada.

Surgen en este periodo muchos otros comercios entre estos almacenes, vinaterias, escuelas y colegios, nuevas formas de transporte, monopolicas empresas, en el caso de la salud, las farmacias continuan con su auge en los que ya se puede comprar y encontrar medicamentos tanto naturales como quimicos, ademas de perfumeria importada, "La Universal" en la esquina de la 8a Calle Oriente y 9ª Avenida Sur, ''El Quetzal" en la 8a Avenida Sur y la  9a Calle Oriente, la “Farmacia del Incencio” en la esquina de la 4a Avenida Norte y 6a Calle Poniente, “La Modelo" en la  9a Avenida Sur número 68, la “Farmacia de Monge” en la esquina de la 6a Calle Oriente y 9a Avenida Norte, "La Oriental" en la esquina de la calle de Candelaria y Avenida Central, la “Farmacia de Orantes”  en la  9a Avenida Sur y  9ª Calle Oriente, la “Farmacia de Montenegro” en la 9a Avenida Sur número 53, la “Farmacia de Escobar” en la esquina de la 5a Calle Oriente y  2a Avenida Norte, la “Farmacia Comercial” en la 9a Avenida Sur número 30, la “Farmacia de Zúñiga” en la 5a Calle Oriente número 52, la “Farmacia de Coronado Guirola” en la 8a Avenida Sur y 8a Calle Oriente, la “Farmacia de Madriz”  en la esquina de la 6a Avenida Sur y 16 Calle Poniente, la “Farmacia Saravia” en la 8a Avenida Sur número 3, la “Farmacia de Gándara” en la 5a Avenida Sur número 78, la “Farmacia de Guzmán” en la 9a Avenida Sur número 37, la “Farmacia Klée” en la esquina de la 5a Avenida Sur y 15 Calle Poniente y el Dispensario Homeopático en la 9a Avenida Norte número 1, la “Farmacia La Salud” propiedad de Manuel Melgar, la “Moderna” en la parte baja del Edificio del Gran Hotel en la 9ª Calle y la Unión Farmacéutica Lanquetin Castaing y Co, ahora propiedad de R. Felipe Solares y Cia., ahora ubicada en la 8ª Avenida entre 9ª y 10ª Calles, la Farmacia y Droguería Central propiedad de J. Victor Martinez ubicada en la esquina de la Calle de Carrera (8ª. Avenida, norte) y Calle del Obispo (6ª. calle oriente).



Publicidad del Almacen y Zapateria de Julio Abril la cual se ubicaba a un costado del Teatro Olimpia o el "Zapatografo" como tambien se le conocio y que se encontraba en la 11 Avenida y 7a Calle, y Publicidad del Almacen Trípoli que aun existe


La falta de lugares de distracción hizo surgir Asociaciones de Recreo  que se ocupaban de recrear a los adultos por medio de salones dedicadas a los deportes, juegos y salones de baile entre ellas la Sociedad "Excelsior" con salon de Baile, la Sociedad "Fedora" con salon de Baile, la Sociedad "Coppelia" con salon de Baile, el Club Guatemalteco, el Club Alemán, el Club Franco-Belga y Suizo, el Casino Centro-Americano, el Casino Colón, el Casino del Calvario, el Casino Español, el Club Internacional dedicado a la practica de Esgrima y tiro, el Gimnacio y Sala de Armas, ademas del Casino Militar.

Fue el “Establo Americano” propiedad de E.R. Millar y B. Jhonston ubicado en la 12 Avenida Sur y 16 Calle Oriente uno de los ultimos establos que existieron en la ciudad, luego de la llegada del primer automóvil a Guatemla en el año de 1906, surge el establecimiento del “Garage Emerson” en el año de 1909, como la primer empresa que se dedica al alquiler de autos con motor de combustión propiedad de Max Nowakowski, posteriormente aparece la empresa de Alfredo Denby que se denomina “Garage San Francisco” ubicado en la 9ª Avenida sur.




Surge y toma auge la “Peluqueria Valenti” propiedad de Carlos Valenti Sorie que posteriormente cambio su nombre al de “Peluqueria Italiana” cuyo establecimiento ubicado en la esquina nor-oriente de la 10ª Calle y 8ª Avenida fue utilizado años antes como sala de cine para la presentacion de las primeras vistas (corto metrajes) en la ciudad de Guatemala  en el año de 1896.




El auge de las grandes empresas se hace sentir, Cementos Novella, United Furia Company, Castillo Hermanos, el IRCA, Tropical Radio etc. Continuan gozando de las concesiones que les fueron otorgadas y los comercios dedicados a la venta de artículos variados continuaban estableciendose entre ellos el Almacen  “Rosenberg” y el Palacio de los Muebles, el “Almacén Biener” ubicado en la 9ª Calle oriente numero 3, propiedad de los señores Pablo y Augusto Biener un lugar en donde se venden cualquier clase de articulos y juguetes entre ellos carritos, trencitos eléctricos marca Leonel, y avioncitos, el “Almacén La Perla” propiedad de los hermanos Raymond, Herman y Félix Schäefer Kingley en donde se venden relojes, joyería, anteojos ubicado en la 7ª Avenida sur esquina de la 9ª Calle, el “Almacén El Cairo” donde se vendian y venden hasta el dia de hoy telas, toallas, telas para cortinas y patrones principalmente, “La Librería Cosmos en donde se vendian libros especializados de medicina, economía e ingeniería, El Almacén del Vecchio”, de Juan del Vecchio que se dedicaba a la venta de casimires importados, sombreros de caballero, camisas y corbatas, el “Almacén Schacher” dedicado a la venta de trajes para caballero, cinchos, anteojos, y otros articulos, el “Bazar Oriental” propiedad de Jose Matta ubicado en la 8ª Calle Oriente numero 14 dedicado a la venta de cristaleria, perfumeria y juguetes, el almacen “Boudousse Peyre & Cia” ubicado en la 7ª Avenida Sur numero 5, en el que venden Casimires, Merceria y Listoneria ademas de una amplia variedad de productos importados de Francia, el Almacen “J.J. Seigne” en donde se venden marcos,  molduras y vidrios, ubicado en la 14 calle Oriente numero 2, el “Almacen Ciudad de Trípoli” ubicado en la 9ª Avenida Sur numero 4, en donde vendian Casimires y articulos para caballeros, el “Almacen Nuevo” propiedad de Bhul & Fischer ubicado en la 7ª Avenida Sur numero 9, en donde se vendia Cemento, Laminas, conservas y cervezas importadas, ademas de dedicarse a la importación y exportacion de granos, el “Almacen la Providencia” ubicado en la 5ª Avenida Sur numero 98 dedicado a la venta de articulos de primera necesidad e importados, la “Zapateria de Julio Abril” ubicada en la 11 Avenida Norte numero 7, la “Fabrica de Zapatos La Universal” ubicada en la 9ª Calle Oriente dedicada a la venta de Zapatos, el “Almacen Emporio La Luz” propiedad de J.A. Dougherty, ubicado en la 9ª Calle Oriente numero 1, dedicado a la venta de articulos de ferretería ademas de ser fabricantes e importadores de muebles, el “Almacen Pierre” propiedad e Juan Pierre ubicado para estos años en el Portal del Comercio ya que para finales del siglo XIX se encontraba ubicado en la 9ª Avenida entre 13 y 12 calles, el cual fue uno de los primeros almacenes de la ciudad en el cual se podian observar sus articulos exibidos en vitrinas, dedicado a la venta de casimires, jergas, sombreros y variedad de articulos para dama y caballeros, el “Almacen La Ciudad de Paris” propiedad de D. Weissman ubicado inicialmente en el Portal del Comercio, dedicado a la venta de articulos y regalos para caballero, y posteriormente en la esquina sur de la 9ª Calle y Sexta Avenida, el Almacen “La Italiana” propiedad de R. Alterio, ubicado en la 6ª Avenida Sur numero 6, dedicado a la venta de productos importados para señoras.




Existian otro tipo de empresas como las de los carruajes que realizaban recorridos menores entre la plazuela del Calvario y el Guarda Viejo que tenian tarifas variadas que eran de entre veinticinco a cincuenta centavos por cada persona, ademas de contar el servicio de transporte público de la línea ómnibus que tambien tenia el mismo recorrido hacia el Guarda Viejo en los que se pagaba las tarifas de pasaje en días de trabajo de doce centavos y en días festivos veinticinco centavos por persona, el recorrido del servicio publico del ómnibus era las siete de la mañana a las seis de la tarde y podian hasta doce personas, y por ultimo el servicio del Tranvia que habia iniciado sus recorridos por varias calles y avenidas de la ciudad, en la que se pagaba once centavos o medio real por pasaje, tenia su puesto de servicio entre la 3ª y 4ª Calles en la 15 Avenida de la zona 1 .




Tambien tuvieron auge en estas dos decadas las imprentas, los periodicos, las oficinas de importación y exportacion, los abogados y medicos, ademas de las oficinas de tramites y comisionistas.

Los restaurantes y las pastelerias tambien se expandian en toda la ciudad, las librerias, licorerias y vinaterias y los estudios de fotografia entre ellos, el Centro Fotografico de “E. Herbruger e Hijos” ubicado en la 9ª Calle Oriente numero 7, el Estudio “Excelsior” ubicado en la 11 calle Oriente numero 1, el “Palacio de las Artes” propiedad de Kildare & Valdeavellano, el “Uribe & Giron” ubicado en la 9ª Calle numero 12




Todo este auge comercial  y crecimiento de la ciudad se vio cruelmente entorpecido por los demoledores terremotos de los años de 1917 y 1918 que termino por detener el aun precario desarrollo de la ciudad, cayeron y fueron demolidos edificios y viviendas publicos y privados, desaparecieron comercios y negocios, todas las plazas de la cuidad se convierteron en albergues para los damnificados, luego de la perdida de sus viviendas por sus habitantes, el precario ornato que apenas se empezaba alcanzar en las primeras dos decadas del siglo nuevamente se estanca, la precariedad en los servicios de agua, energia electrica, y servicios de salubridad hacen florecer nuevamente el precario crecimiento que se encontraba en pleno proceso de establecerce el cual operaba con debiles estructuras que no soportan la catástrofe.

Luego de los terremotos del mes de Diciembre de 1917 y Enero en 1918, la ciudad quedo en ruinas, edificios publicos y privados, viviendas, y puentes construidos en el ultimo cuarto de los años de 1800 se vieron seriamente dañados, muchos inservibles e inabitables, los Comercios y Negocios que recien en las primeras dos decadas del siglo habia iniciado un lento pero seguro crecimiento, quedaron en ruinas muchos de los negocios y comercios florecientes y sus propietarios desaparecieron algunos murieron otros prefirieron retornar a sus origenes, y los que se quedaron muchos por la perdida total de sus inversiones no pudieron recuperarse, llevando esta recuperacion un largo periodo tanto para la ciudad y el pais como para los inversionistas, comerciantes y negociantes que se quedaron en un compas de espera mientras el resurgimiento de la ciudad se inicia nuevamente, mientras en cuestiones politicas la dictadura de Estrada Cabrera continua por un corto tiempo mas.




Los Comercios y Negocios en los años  de 1919-1950

El resurgimiento de la ciudad se inicio, se puso en marcha el proyecto de un tren para que recogeria los escombros de las calles y avenidas, escombros que fueron utilizados para el relleno del Barranco de la Barranquilla que serviria para extender la 12 avenida hacia el sur, y propiamente para el acceso a la finca la Palma propiedad de Manuel Estrada Cabrera que muy pronto fue derrocado, hoy este relleno se puede apreciar por el paso sobre el puente de la 12 Avenida frente al Estadio Mateo Flores en la Zona 5 de la ciudad.




Poco a poco la ciudad se fue recuperando, nuevos edificios y viviendas surgieron sobre los solares de muchos que desaparecieron, las elites economicas que habitaban en el centro de la ciudad y en la Avenida Simeon Cañas inicia una nueva generación urbana, en los sectores que aun hoy en dia son representación del mayor poder económico de la ciudad, ya que prefirieron emigrar y edificar en otros terrenos hacia el sur de la ciudad, dandole vida a nuevos barrios como el Tivoli, o el de la Villa de Guadalupe y de la Reforma en la zona 9 y 10 de la ciudad y popularmente los barrios populares de la Recolección, del Gallito, Cervantes y de la Palmita.





El incipiente servicio de agua del que aun se carece en las primeras decadas del siglo XX, son años en que muchas de nuestras abuelas aun viajan todos los dias hacia los tanques o lavaderos, para el lavado de ropa, en lugares como el tanque  el “de La Villa de Guadalupe”,  el de la “Santa Ana” en la Palmita zona 5, y el del “El Rodeo” en la colonia del mismo nombre en la zona 7, el de la “Candelaria” muy cerca del Cerrito del Carmen y de la Iglesia de la Candelaria, el del “Cerito del Carmen”, El de “San Jose” en la Avenida los Arboles, el del “Martinico” en la Colonia el Martinico en la Zona 6, El conocido como "La Sapa" en la zona 3, el de “San Sebastián”, en la 6ª. Ave. "A" de la zona 1, el de “Cervantes” y el del “Perú”, el del “Divino Maestro”, el “Santa Elena” de la Ave. Elena y 9ª calle, y los de la Colonia Landívar en la Zona 7 , el de la Avenida. Petapa y los del “Administrador” ubicados en la 15 Calle final (Avenida de los arboles) llamados asi por que en el año de 1770 un antiguo administrador de nombre Bernardo Madrid en los potreros de una finca de la antigua Parroquia propiedad de Ventura Najera y posteriormente de Juan Hurtado, construyo los baños y lavaderos, por la que se les conoció con el nombre de "Del Administrador".




Muy pronto se inicio con la reconstrucción de la ciudad y surge primeramente la construccion de nuevos edificios como el Banco de los Nothebomn, el Teatro Capitol en el año de 1924 construido por el arquitecto Roberto Hoegg para Stadler, y posteriormente en el año de 1927 se concluyó el nuevo edificio de la Empresa Eléctrica primero en su genero con estructuras de acero, y luego  los edificios La Perla propiedad de la familia Asturias con locales comerciales y apartamentos, en donde se establecio la Joyeria “La Perla”, y el Edificio Hispania, para tiendas y oficinas por los arquitectos Whillheim Krebs y Hoegg, y el Edificio del Palacio de Hierro en la 5ª Avenida y 17 Calle o el Edificio El Cielito en la 8ª Avenida y tambien 17 Calle, posteriormente en el año de 1928 el edificio del hotel Mansión San Francisco destinado para el establecimiento de comercios y hotel que fue propiedad del aleman Enrique Engel, un año después en el año de 1929 se construyo el Pasaje Rubio construido por el arquitecto español Cristóbal Azori en el cual se ubicaron desde sus inciios pequeños negocios, oficinas y apartamentos y en el año de 1931 el edificio París tambien destinado para comercios y oficinas y posteriormente en la decada de los años treinta los edificios del Teatro Lux y el Edificio Engel construidos por los alemanes Rodolfo Bader y Hoegg y el edificio en donde se ubico el Hotel Astoria obra del italiano Giracca.




El auge de nuevas mejores y arquitectonicas y seguras edificaciones desperto nuevamente el auge comercial de las principales calles y avenidas de la ciudad principalmente en la sexta avenida como el alma y corazon de la ciudad 




Surgen entonces almacenes como “El Trocadero” dedicado a la venta de telas, el “Almacen La Elegante” propiedad de Jacobo Hoegg ubicado en la 8ª Avenida entre 9ª y 10 Calle a la vecindad de la residencia Larrazabal, el “Almacen Versalles” ubicado en el Portal del Comercio, el “Almacen J. J. Stadler” ubicado en la esquina de la  7ª Avenida y 10ª calle, el “Almacén de Rittscher y Cía” dedicado a la venta de varios articulos del hogar entre ellos a la venta de articulos decorativos para la Navidad, el “Almacén La Fama” propiedad de Máximo Hesse dedicado a la venta de juguetes y tarjetas de felicitación para distintas ocasiones, el “Almacen Iriarte” dedicado tambien a la venta de artículos decorativos ubicado en el Edificio Coloma Central.




Y luego en los ultimos años de la decada de los años veinte el “Almacén Mi Casa” propiedad de Manuel y Rafael Kairé el cual se dedicaba a lamenta de revistas y patrones de costura de alta moda de Nueva York o París ademas de  telas, peines, encajes y perfumes,  el “Almacen Lazaro”, el Almacen “El Candado Rojo” ubicado en la esquina  7ª Avenida y 6ª Calle frente al palacio arzobispal, la Panadería “Las Victorias” propiedad de  Juan Hernández fundada en el año de  1922, la Panaderia “La Esperanza” de la familia Briz y algunos pero muy pocos comercios mas que se establecieron en las decadas de los años veinte y treinta.




Desaparece en este periodo el Tranvia y Decauville, los carruajes jalados por mulas y bestias, asi como de los taxis que se conocian como realeros,  se inicia la circulación del transporte urbano por medio de autobuses, nuevos establecimientos de estudio comienzan a surgir como auge de la educación en Guatemala, se sustituye al agente de transito parado sobre una caja de madera y una sombrilla de los centros de las cruces de calles y avenidas por los primeros semáforos que ya funcionaban con electricidad construido por W. O. Sáenz de Viteri propietario de una fabrica de anuncios luminosos y patrocinados por la empresa de Castillo Hermanos patrocinó, estos nuevos semáforos funcionan con doce luces en colores rojo, amarillo y verde, cada una con la marcación alto, cruce y adelante,  tres para cada via de la calle o avenida, y un timbre de alarma en señal que el tráfico se suspende en las cuatro direcciones cuando era necesario por alguna emergencia o eventualidad.




Pero nuevamente como un sueño, se retorna a los años compulsivos políticamente, entre uno y otro gobierno, triunviratos que van y vienen en la toma del poder, logran por fin establecer un nuevo gobierno que se encargaria de realizar nuevas y mejores edificaciones publicas, pero con ello la imposición de una nueva dictadura que limito el crecimiento economico de la ciudad y de los guatemaltecos en general que duro hasta mediados de los años cuarenta con el derrocamiento de Jorge Ubico.

Se inicia con el derrocamiento de Ubico nuevamente un nuevo proceso  comercial de la ciudad, surge la inversion y nuevamente en forma timida surgen nuevos comercios, farmacias, restaurantes, fuentes de soda, billares, centros de distracción, cines, teatros, almacenes, bares y cantinas como el bar y cerveceria “El Portal”, ubicado como lo es hoy en dia en el interior del Pasaje Rubio” propiedad de Esteban Jiménez en donde interpretaba sus melodías la marimba Alma India de de Marco Tulio López quien se encargaba de amenizar su estancia a los clientes el dia sábado desde horas del mediodía, amenizaciones que se transmitian por Radio Morse., comienzan a florecer en las decadas de los años cuarenta, con cierto optimismo en unos y pesimismo en otros debido a la debacle en politica ideologica que da esperanzas con la llegada del presidente Juan Jose Arevalo.




Se establecen negocios como los Cabarets Granada y Ciros en las esquinas norte de la sexta avenida y 12 Calle, el “Ciros” fue el lugar en donde una noche antes del 20 de Octubre Jacobo Arbenz Guzman termino la planificación de la Revolucion del 20 de Octubre con un grupo de oficiales que se inicio a la media noche de ese mismo dia, y en el segundo nivel del edificio donde se ubicaba el Cabaret Ciros se ubico la primer Radio Privada de Guatemala que se llamo Radio Divaris y posteriormente Radio Ciros, propiedad de los Hermanos Castillo,  el Restaurante de comida española “Las Farolas” ubicado frente a la parte oeste del Palacio Nacional, el Restaurante “Casa Colorada” propiedad de J. Vidal Fernandez en donde se venden abarrotes, vinos y licores, las Mixtas Frankfurt ubicado en la 12 Calle y 6a Avenida establecido por Carlos Dorión en donde se venden por primera vez las “Mixtas” una referencia de comida a semejanza de un Hot Dog adaptado al paladar chapin en el que se cambio el Pan por la Tortilla y el aguacate o guacamol por la Ketchup que se vendian al precio de Diez Centavos, el vaso de cerveza a Quince Centavos un lugar frecuentado desde siempre por jóvenes estudiantes y trabajadores, el “Almacen de Coto Escobar” dedicado a la venta de vinos, licores, abarrotes, y golosinas, el “Almacen Nuevo" ubicado en la 7a Avenida sur, numero 9, propiedad de Maximo Kosak & Co, quien al morir el 20 de Octubre de 1944, sus herederos cambiaron su nombre al de "Almacen Maximo Kosak & Co., Sucesores S.C." este almacen se dedicaba a la venta de productos importados de Alemania, Francia, Inglaterra, Estados Unidos y España, y dentro de los productos se encontraban Uvas, Salchichones, Chorizos, Almendras y las que fueron muy conocidas "galletas Gloria" ademas de chocolates de Viena, vinatería y licores conservas finas, pescados delicados, caramelos franceses, y golosinas, dentro de las bebidas se vendian Cervezas marca Horbran, Leon, Furstenberg y Apollinaris, aguas minerales Fachinger, Biliner y Saverbrunnen, ademas de aparatos electricos como Fonografos y Virtolas marcas Edison y Victor.




Los Comercios y Negocios en los años  de 1950-1960

En los años cincuenta el auge comercial ya se encuentra establecido y su crecimiento es rapido, la expansion acelerada de la ciudad comienza, y con ello los centros de estudios en el centro de la capital empiezan a establecerse, la circulación de personas, autos, motocicletas y bicicletas por las calles se va haciendo mayor cada dia, al igual que la circulación de mas buses del transporte urbano, se convierte el centro de la ciudad en fuentes y lugares de trabajo, crece la presencia estudiantil por las calles y avenidas y con ellos los lugares de distracción, crece la cantidad de salas de cine que se establecen a donde llegan hacer sus presentaciones los primeros grupos y artistas extranjeros, toman auge las cafeterias chinas, italianas y españolas, asi como las fuentes de soda, heladerias y mas almacenes que venden articulos para el hogar, cocina y de vestuario para damas y caballeros.



Imagen publicitaria de la Farmacia "La Normal" cuyo establecimiento se encontraba en la esquina norte de la 9a Avenida y 6a Calle, en el mismo lugar en donde por muchos años se encontro ubicado el Almacen de Electrodomesticos "El Tirador".


Entre muchos de los negocios y comercios que se establecen en estas decadas se encuentran el “Almacén Mendelson” en donde se vendia ropa de niños y bebés, el primero en su género, el Almacén Mi Amigo, ubicado en el mismo edificio la Perla, sobre la 6ª avenida, que se hizo famoso con su comercial radial “La Cigüeña los trae y Almacén Mi Amigo los viste”, el “Almacén La Paquetería”, ubicado en la esquina de la 12 Calle y 6ª Avenida frente al Cine Lux propiedad de las familias Engel y Heinemann en donde se encontraba ropa importada trajes Bottany, sombreros Stetson, camisas Arrow, zapatos Florsheim, ademas de vender arreglos para el hogar, sombreros y otros articulos de moda para dama, la “Joyería La Marquesa” ubicado entre la 10ª y 11 calles y 6ª Avenida propiedad de Leonel Stein, la “Librería Helvetia, la “Librería Molino” y la Librería De la Riva Hns” todas estas librerias casi juntas frente al Instituto Central para Varones en la 9ª Avenida, “El Almacen Verdel” dedicado a la venta de valijas, maletines y mochiles en la esquina de la 9ª Calle y 9ª Avenida frente a la Helvetia, y sobre la 7ª Calle la afiladuria “El Pistolon” con su rotulo grandisimo de un revolver y pintado en sus paredes un cowboy disparando.




Y restaurantes, cafes, fuentes de soda y heladerias como el “Restaurante Fu Lu Sho” inaugurado el 15 de Marzo de 1956 por su propietario Victoriano Chang Sam muy concurrido por personalidades politicas, artistitcas y deportivas en distintas epocas, el “Restaurante Cantón” inaugurado en el mes de Julio de 1954 por su propietario Yat Ming Campang nieto de quien fundo el primer restaurante Canton en la ciudad de Puerto Barrios en el año de 1910, era muy visitado por personalidades de la literatura y politica nacional, el “Salón Palacio” ubicado en la esquina del portal del comercio y 6ª avenida, el Restaurante y Salon de Te “Fantasia”, el “Café Tejano” en donde se pudieron comprar por primera vez los helados tipo capuchino, la  Cafeteria “Capri”, Cafeteria “Lido” en las afueras del Cine Lido en la 12 Calle entre 7ª y 8ª Avenidas, la “Cafeteria Aquarium” y entre la 9a y 13 Calles de la Sexta Avenida los siguientes comercios y negocios, la Cafetería ‘’El Sexteo’’ que posteriormente cambio su nombre al de “Cafetería o Cafe París”, la “Cafeteria Hawai”, Tony’s Spaghetti House.





Y en otras areas del centro de la ciudad como en la 4ª y 5ª Avenidas, el almacen “La Casa de Hierro”, la Librería Hispania, la “Zapateria Elias”, el “Almacen La Polonesa” propiedad de Mizrahi hermanos, la “Ferretería El Candadito” propiedad de Eduardo Rottmann Hurtado, que tuvo la representación de líneas extranjeras, Ferretería El Artesano ubicada en la  16 calle propiedad de Federico Kiessner, la “Ferretería Simón Bolívar” tambien de los Kiessner, y otras ferreterías como “La Cadena”, “La Sierra”, “El Caballito”, “Novocolor”, “El Vapor”,  “Casablanca”, “El Globo”, “Candado de Plata” y “El Volcan”, y en la 18 Calle, el Almacen de Julio del Pinal y CO., “Almacen la Giralda” en la 18 Calle sobre la 9ª Avenida, Almacen “La Elegante”, “Camisería Pamarco”, almacen de materiales electricos “Arceyuz Hns”, la “Foto Henry”, la “Zapateria Magus”, la “Zapateria Novelty” en cuyo negocio se encontraba el Zapaton, y el lugar en donde se ubico la primer gasolinera de la ciudad que posteriormente fue la “Gasolinera Nelly” en la esquina de la 18 Calle y 7ª Avenida en el mismo lugar en donde se ubico posteriormente la venta de automóviles “Citroen” y que actualmente es la Tienda Wallmart (antes Paiz)frente a la Tipografia Nacional y frente a este lugar la “Gasolinera Gulf” en el mismo lugar en donde se ubica actualmente el Banco G&T Continental, y mas al occidente sobre la 20 Calle el “Almacen del Botellón” frente a donde se construyo el paso a desnivel de la Plaza Bolivar en la via que viene de la 19 calle.





Publicidad del “Almacen la Exposición” propiedad de Isaac Sierra, ubicado en los bajos del Hotel Exposición en la 9ª Avenida y esquina de la 7ª Calle frente al Mercado Central, un almacen en el que se vendian diferente clase de articulos para damas, caballeros y niños, ademas de Alfombras y petates importados y todo para la decoración de las viviendas de la epoca.