martes, 17 de mayo de 2011

Catedral Metropolitana - Iglesia de Catedral



En esta pintura que muestra al fondo a la Catedral Metropolitana se puede observar que en la parte central tiene ubicado el primer para rayos que se instalo en toda Guatemala.

La construccion de la Catedral Metropolitana fue inaugurada por el Arzobispo Cayetano Francos y Monroy, quien bendijo y puso la primera piedra en en el año de 1,782 muchos años después y luego de muchos desacuerdos en su construccion el Jueves Santo del año de 1,815 fue inaugurada con una solemne misa estilo Neoclásico.

Fue el arquitecto Marco Ibáñez junto con el Delineador Antonio Bernasconi que llego desde españa en julio de 1777, junto a el ingeniero Joaquín de Isasi quienes tuvieron a cargo el levantamiento de los planos la Nueva Catedral Metropolitana, después de una serie de inconvenientes por dos años, los planos fueron aprobados por Real Cédula del 6 de noviembre de 1779, la que llego a Guatemala en febrero de 1780.


La obra de la Catedral provisional de lo que hoy es el templo de la iglesia de Santa Rosa se inició el 27 de septiembre de 1778 y se concluyó el 9 de octubre de 1779 a un costo de 12,575 pesos, y el 30 de enero de 1780, se iniciaron los trabajos del Sagrario Provisional, que concluyeron el 26 de junio de ese mismo año, con el descubrimiento del templo de La Chácara, donde había estado el Arzobispo Cortés y Larraz.


En el mes de febrero del año de 1781 se iniciaron los trabajos de nivelación del terreno frente a la plaza mayor, para lo cual llevaron de la Plazuela de Remedios, cantidades de talpetate y arena para el relleno, y fue el Arzobispo Francos y Monroy, quien coloco la primera piedra el 25 de julio de 1782, día del Patrono de la Iglesia de Guatemala para la construccion final de la que hoy en dia es la actual Catedral Metropolitana.


Los trabajos que se iniciaron formalmente el dia 13 de agosto de 1783, con los cimientos para las criptas, paredes y columnas de la Catedral, y fue hasta el 15 de marzo de 1815 cuando fueron, llevados procesionalmente desde su trono en la Provisional Catedral que después se llamo Iglesia de Santa Rosa, la venerada imagen de Nuestra Señora del Socorro y fue colocada en el altar principal de su capilla donde aun permanece.


Con esto se inicio el estreno de la catedral Metropolitana y en 1821, se construyen las dos torres del lado oriente, donde se colocáron las campanas para llamar a misa, y en 1826 se instalaron las puertas del lado oriente, sur y poniente, y las rejas a las claraboyas de las criptas, el 23 de julio de 1860 fue colocado el nuevo altar de mármol de Carrara, el cual fue cambiado por el antiguo Altar Mayor que era de madera dorada y mucho más grande que el de mármol, este viejo altar trasladado al Altar Mayor del templo de Santa Rosa, donde hoy aun existe, este altar fue diseñado en Guatemala por don Miguel y doña Julia Rivera.
En marzo de 1865, cuando se termino de construir las torres, fueron colocadas las campanas de badajo y dobladoras en el campanario norte como preparación a las ceremonias de Semana Santa, El 25 de diciembre de 1917, a las 9:30 de la noche Guatemala fue sacudida por un terremoto en en el atrio de la Catedral cayeron los Evangelistas que en su mayoría habían quedado destruidos por el peso de los materiales la Tiara Papal y la construcción que la sostenía en lo alto cayó totalmente hacia el atrio, los relojes resultaron completamente arruinados, en el interior la cúpula elíptica se derrumbo en su totalidad, aplastando con su enorme peso el bellísimo altar de mármol, destrozándolo por completo y otros destrozos que por mas de un año permaneció en ruinas.

Fue hasta el 11 de noviembre de 1924 que quedó concluida la reconstrucción de la cúpula que se hizo un poco más grande que la anterior a la que se le hicieron refuerzos de hormigón, concreto y hierro para sostenerla con la fuerza de las mismas naves, en el año de 1934, el Arzobispo de Guatemala, Luis Durou y Sure, hizo a Guatemala el precioso regalo de un nuevo reloj para la Catedral que fue traído a nuestro país por el relojero Juan Hrdlitzchka, propietario de la Joyería El Sol.